Exploración Camino San Miguel

ENCONTRAMOS LA CONTINUACION DEL CAMINO DE SAN MIGUEL

Por fin después de tres campañas en las que hemos trabajado en la búsqueda de la continuidad de este camino, lo hemos encontrado.

No ha sido fácil, pues la zona está llena de vegetación y en este lugar ha habido gran cantidad de derrumbes como bien saben todos los técnicos de Ukhupacha que han dedicado muchos esfuerzos en este lugar, pero la perseverancia y el buen trabajo de nuestros compañeros peruanos, Criso, Cobos, Sinchi y Alejandro, han dado por fin con el objetivo, el Camino San Miguel, rápidamente informamos al Doctor Fernando Astete del hallazgo y su alegría fue tremenda.

En estos momentos no podemos ofrecer mas información, pues estamos a la espera de la llegada del Doctor Astete con el fin de analizar la información generada en dos dias de trabajo y con ello analizar la situación, generar hipotesis de trabajo y planificar los siguientes días.

Pero el lunes día 24 no todo de éxito.

Con el afán de encontrar nuevos indicios nos lanzamos literalmente por la pendiente para salvar un desnivel de 700 mts, con tan solo 2 tramos de cuerda de 28 mts de cuerda, confiando en que en el descenso no nos encontraramos con ningun pared de mas altura que nos cortara el avance y tras 3 horas de descenso y ascensos para encontrar un recorrido, accedimos a la parte baja de la pared, pero aun nos quedaban algunas sorpresar, la primera fue cruzar un megalitico caos de bolque del tamaño de un edificio de 3 plantas cubierto de vegetacion que hacia del avance muy penoso, pero poco a poco conseguimos llegar hasta la via del tren que era nuestro objetivo para llegar hasta Aguas Calientes.

Una vez en la via del tren llegamos a una pequeña estacion que se denomina San Miguel y nos quedaba otras sorpresa. Cuando ivamos a tomar una foto conmemorativa del dia por el hallazgo un perro de tamaño considerable ataco a Salva por detrás, dejandole un recuerdo en forma de herida en la pierna derecha de la cual salia abundante sangre.

Cuando estábamos intentando detener la salida de sangre llego el tren en el que debíamos de subir pero la condición de extranjero de Salva le impedía abordar el tren. Por mas explicaciones que le dábamos al “guachiman” (nombre que reciben los guardias de seguridad), este no entraba en razón, así que hubo que abordar prácticamente el tren a la fuerza y entre empujones llego el supervisor con mas talante que el famoso guachiman….que nos apoyo (previo pago de 8 dolares, por un recorrido de 15 minutos en tren que los peruanos pagan 2 soles) así llegamos al pueblo, centro salud y tres días de recuperación para Salva sino hay ninguna infección.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*